Celac: dejad que ladren los perros, es señal que cabalgamos...




No hay de otra al decir del buen cubano. La CIA  apostó por debilitar la II Cumbre de la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños, CELAC , y para ello, pretendieron preparar una Cumbre paralela, pero su plan fracasó. El solo hecho que la cumbre latinoamericana tenga por sede a Cuba, es señal que cabalgamos aunque los perros ladren, al decir de la mentada frase.

La Cumbre, donde estarán presentes los 33 países de América Latina y el Caribe, será  el marco donde se adoptarán medidas especificas en aras de mantener la unidad de los pueblos latinoamericanos y caribeños, combatir el hambre y la pobreza, orientar sus políticas en el orden social hacia el fomento de la equidad, la inclusión, y la erradicación del hambre y la pobreza,  en aras de convertir la región en zona de paz.

El hecho de que la CELAC  avanza hacia un proceso definitivo de emancipación real con diversidad de gobiernos, unidad e integración que evoluciona hacia su consolidación para avanzar hacia la diversidad de las distintas formas de gobierno presentes en el continente, llama la atención del mundo y mantiene inquieto a uno de los Estados más poderosos del orbe, pues ve escaparse de sus manos su dominio sobre nuestros pueblos.  La razón?? La II Cumbre ya es una realidad.

La conformación de la Celac, ostenta una  historia extraordinaria que se remonta al ímpetu de Bolívar y de Martí por la unión de los pueblos de Nuestra América en una sola nación, por tanto, la concreción de esta II Cumbre, dará el empuje definitivo a la economía de sus 33 Estados miembros hasta lograr posicionar a la comunidad en la búsqueda de la soberanía,  la dignidad y la plena libertad de sus pueblos. 

Cuba ha mostrado al resto de América Latina y el Caribe su quehacer en el mejoramiento y universalización de estos derechos humanos. Y esta no es más que  la demostración de que fracasó la política de aislamiento contra Cuba, país que hoy tiene la mejor relación con todos los gobiernos de América Latina y por más de 50 años recorre el camino que conduce a la verdadera unidad e independencia.