Es más fácil quedarse fuera de las drogas, que intentar salir



Cada 26 de junio, desde hace 25 años y por reconocimiento de la ONU, se celebra en Cuba el Día Internacional de Lucha Contra el  Uso Indebido y el Tráfico Ilícito de Drogas, fecha en la que se recuerda el peligro que supone el consumo desmedido de estas sustancias.

Colócate con la vida,  no con las drogas, es el lema de este año y con el que se quiere alejar fundamentalmente a los jóvenes de estas sustancias y a su vez, se cree conciencia del daño que causan las drogas ilícitas para impedir que haya personas que se benefician de su uso.

Cuando hablamos de drogas no solo nos debe de preocupar lo relacionado con sustancias como la cocaína o la heroína, sino también con el consumo indebido de algunas drogas de prescripción médica y, sobre todo,  de aquellas que se están bajo el halo de la legalidad y la permisividad, tales como el tabaco y el alcohol.

En Cuba existe un rechazo generalizado de la población a las drogas, lo cual sin duda representa uno de nuestros pilares. Y aunque no representa  un problema grave, existe y se mantiene un programa de acciones y prevención para recordar a los más jóvenes que las drogas crean adicción permanente, descontrola el sistema normal del organismo humano y matan.

Los adolescentes y jóvenes son los más vulnerables al consumo de drogas,  por lo que es necesario adiestrarlos y ayudarlos. Para ello, se enfatiza en el trabajo de diversas instituciones en aras de preservar la vida y la salud de los ciudadanos con el fin de ayudar a que se adopten  conductas saludables alejadas del consumo de estas sustancias toxicas. Por lo tanto, es más fácil quedarse fuera de las drogas,  que intentar salir.