Activistas por la paz mundial, condenaron en Guantánamo hipocresía militarista de Estados Unidos


Mi Guantánamo no es el de la Ilegal Base Naval Yanqui

Los delegados al II Seminario de Paz por la abolición de las bases militares extranjeras, demandaron en Guantánamo el cierre definitivo de la ilegal base naval yanqui que el gobierno de los Estados Unidos mantiene en el territorio de Guantánamo hace más de una centuria.

En la Declaración Final firmada por delegados de 36 países incluido Cuba, se criticó la hipocresía militarista de Estados Unidos, garante de la muerte de millares de personas en la guerra de Iraq y Afganistán y la doble moral de Barack Obama, por infringir el compromiso electoral de cerrar el centro internacional de tortura que deviene la mentada base naval yanqui.

La presencia de las bases militares extranjeras diseminadas por la geografía mundial, las injerencias en los asuntos internos de las naciones y el rechazo a la agresión militar contra Libia, la cual viola los principios del derecho internacional, fueron acápites repudiados también por los activistas por los delegados al II Seminario por la paz.

En el documento hizo público la exigencia del cese del bloqueo económico a Cuba y la liberación de Gerardo Hernández, Fernando González, Ramón Labañino, Antonio Guerrero y René González, héroes cubanos injustamente encarcelados en los Estados Unidos desde 1998.

Fortalecer la Red Mundial contra las bases Militares; desatar una campaña internacional por un mundo sin armas nucleares y enviar un mensaje de solidaridad y aliento al pueblo de Japón por las calamidades y secuelas que aún sufre, estuvieron entre los convenios del foro.